CGU

CGU - Contenido Generado por Usuario

Definición

CGU es una sigla que corresponde a Contenido Generado por Usuario (del original en inglés User-Generated Content). Es usualmente asociado a aquellos contenidos desarrollados por individuos "fuera de sus rutinas profesionales"1 y está asociado también a su difusión en medios digitales, en particular en Redes Sociales digitales. En otras palabras, el CGU no solo es la producción del contenido, sino también su difusión.

Nuevas Audiencias

Diversos autores han atribuido a los medios digitales un rol importante en el cambio de audiencias. Axel Bruns2 propone el término produser o produsuario que significa un usuario de los medios de comunicación que a la vez es productor, cuyo contenido es siempre inacabado y cuyo proceso de producción es eminentemente colaborativo. Leadbeater y Miller proponen el término Pro-Am, juntando profesional y amateur, sugiriendo que los productores de contenido profesionales están en una especie de competencia con los aficcionados que producen contenido de alto nivel.

Detractores

Por otro lado, en "El Culto del Amateur", Andrew Keen defiende que el ascenso del amateur es un problema social y compromete la calidad de los contenidos, comparando los bloggers y demás productores de CGU a monos con máquinas de escribir.

CGU y Periodismo

En el ámbito del periodismo, el CGU también es referido como periodismo participativo o periodismo ciudadano, dos manifestaciones de la Web Social. Sea cual fuera el nombre, esta práctica no está exenta de polémicas dentro del rubro periodístico. Parecen haber periodistas que lo condenan, otros que le temen, otros que lo acogen con los brazos demasiado abiertos, olvidándose las buenas prácticas y el rigor periodístico.

Sin embargo, Según un reciente estudio de Claire Wardle y Sam Dubberley, del Tow Center for Digital Journalism, de la Universidad de Columbia, las salas de redacción van adoptando un uso medido de este tipo de contenido, reconociendo el valor de estar en el lugar correcto en la hora correcta y enriquecendo su trabajo y por veces permitiendo reportear algo que no pudiera haber sido reporteado sin el CGU. En este contexto, emergen preocupaciones con derechos de autor, remuneración y veracidad de los materiales recibidos, pero nada de esto es exactamente una novedad en el ámbito.

Ejemplos

Si bien los aportes de la audiencia siempre han existido en el periodismo profesional, la BBC tiene, desde 2005, un departamento dirigido para la recolección y análisis de CGU para seleccionar, verificar, procesar los contenidos que lleguen en este formato. Tras el Tsunami de 2004 en sureste asiático y los atentados a bomba en Londres en 2005, los testimonios oculares de aquellos presentes pasaron a ser un contenido de mucho valor. La existencia de dichos contenidos está relacionada a la proliferación de dispositivos de captura, en especial los teléfonos inteligentes, que permiten a un ciudadano común que esté presente, registrar y futuramente o simultáneamente, difundir este contenido.

La cobertura de Andy Carvin durante la Primavera Árabe, seleccionando el CGU circulado en las redes sociales le rindió el libro Distant Witness y configuró la compañía Reported.ly donde actualmente trabaja y que tiene en el monitoreo de fuentes en Twitter su principal fuente inicial de pautas noticiosas.

Un video célebre es el del joven dominicano Feidin Santana en Carolina del Sur en que filma in fraganti un policial atirando en un individuo desarmado por las espaldas. Las imágenes son fuertes.

Referencias

  1. Organization for Economic Cooperation and Development (OECD) (28 de septiembre de 2007). Participative Web and user–created content: Web 2.0, wikis and social networking. Paris: OECD.
  2. Bruns, A. (2013). From prosumption to produsage. En Handbook on the Digital Creative Economy, Cap. 7 (pp. 67-78). Massachussets: Edward Elgar Publishing.
Si no se indica lo contrario, el contenido de esta página se ofrece bajo Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License